Categoría: Sede y oficinas
HYPO ALPE ADRIA BANK HEADQUARTERS

UDINE - ITALIA

Share this page on

Pietra di Bedonia

Año: 2006
Estudio: Morphosis, Thom Mayne, FAIA Geza, Stefano Gri, Piero Zucchi

El espíritu deconstructivista parece que no ha abandonado Thom Mayne y el estudio Morphosis de Los Angeles.
En la sede de la Dirección General del Instituto de Crédito carinciano Hypo Bank Italia ubicada en Feletto Umberto, una fracción del Ayuntamiento Tavagnacco, las formas morphosianas cortan el espacio circunstante como bisturís. Formas que dibujan una morfología estructural ubicada en un territorio diseñado por el trazado de autopista y por la estructura direccional preexistente.

La introducción del proyecto en un territorio de conexión destinado a la valorización, está motivada por un incrementado valor económico-financiero del capital bancario y por este motivo se transforma en un icono, interpretando de esta manera el "valor monumental" de la arquitectura - para usar un término creado por Guido Nardi - requerida por los comitentes.

Una conjunción entre arquitectura y empresa ya experimentada en las sedes de Klagenfurt y Zagabria, donde el mismo instituto encarga el proyecto al arquitecto Thom Mayne, fundador del estudio Morphosis de Los Angeles y ganador del Premio Pritzker 2005.

La planta se articula en una composición de volúmenes bajos y alargados que surgen del cuerpo central que se yergue en el paisaje, para desarrollarse después en ocho pisos, un sótano para aparcamiento y ambientes técnicos.

La composición de espacios y volúmenes sigue tres conceptos fundamentales que van del análisis de la vida social del edificio a la definición de las distintas áreas destinadas al trabajo, a la recreación, al tiempo libre, etc., para favorecer de esta manera, las relaciones interpersonales mediante la organización de los recorridos internos que en forma horizontal y vertical dibujan todos los empalmes, que confluyen en el cruce de empalizadas, pasarelas, escaleras y ascensores, desembocando por último en el ámbito de oficina como lugar de bienestar y productividad y para la satisfacción de los usuarios.

La construcción comprende la sede bancaria, el área direccional con un archivo, un centro de congresos con una sala principal y tres salas secundarias, un centro municipal de natación con dos piscinas, espacios reservados al público y locales complementarios: vestuarios y recepción, centro fitness y un jardín de infancia con un espacio al aire libre.
Las dos fachadas principales de la Dirección General están completamente acristaladas, mientras en el extremo del ala este y oeste han sido colocadas escaleras de seguridad.
En la fachada norte, centralmente, la sala de reuniones de doble altura (sexto y séptimo piso) sobresale, proponiendo una sugestiva vista de las montañas.

La velocidad y el dinamismo que sugieren la estructura a vela ha inspirado movimientos de tierra y terrones de hierba, en diálogo con planos inclinados de 30º, que florecen del azul corporate identity de la Hypo Alpe Adria Area, un juego subrayado de noche por la iluminación.

El diseño seleccionado por concurso ha sido ideado por Karin Elzenbaumer, Sebastian Gretzer y Veronica Reiner, del estudio Freilich de Merano.
Desde un punto de vista tecnológico, el edificio tiene una estructura portante montada con hormigón armado, con la presencia de tabiques de refuerzo y arrostramiento que sigue una orientación de vela inclinada de 14° respecto del eje vertical de las paredes sur y norte.
En particular, los pilares verticales son de hormigón armado hasta el sexto piso, mientras que los pilares inclinados están realizados con perfilados de acero.

Los pisos están revestidos con losas entrecruzadas tipo "predalles" con elementos de aligeramiento de poliestireno expandido, excepto algunas pequeñas partes en las cuáles, por exigencias geométricas y estructurales, han sido fraguadas en obra, losas monolíticas.

A la altura del séptimo piso, una parte del forjado ha sido realizado de acero y cristal debido a exigencias arquitectónicas.
La exigencia de gran flexibilidad en el edificio se ha resuelto "horizontalmente" de acuerdo con el proyecto de Geza según una relación exacta entre escritorios, islas, red de datos y puntos de luz y verticalmente, permitiendo cambios rápidos en los distintos planos, mediante un sistema racional de desplazamiento de mamparas divisorias y paredes armadiadas.

Una fase fundamental ha sido la individualización de las áreas de soporte y de servicios de las oficinas.
El séptimo piso que alberga el top management y las áreas de representación, ha sido realizado en modo parcialmente diferente, manteniendo inalterados los conceptos de racionalidad, rigor y modularidad que por otra parte, representan idealmente los objetivos empresariales del Cliente.
Estos mismos conceptos han determinado también la elección de materiales de acabado de los interiores en los que el enlucido blanco de las paredes guías inclinadas, contrasta con el gris del hormigón alisado a la vista de los elementos estructurales y del pavimento sobreelevado de gres porcelánico, Pietra de Bedonia de la colección New Stone de GranitiFiandre.

La parte este ha sido destinada el área del top management, con los despachos direccionales, las secretarias e intérpretes (algunas en la recepción), las salas de espera y de reuniones; al oeste se encuentra la gran sala del Consejo a las que se agregan áreas para el hall, una pequeña sala de reuniones, servicios para huéspedes, cocina, comedor interior y comedor al aire libre.
El proyecto de "office space planning" de Geza, comprendido en 16.000m2 totales de oficinas, ha permitido la creación de 80 puestos de trabajo más de los que el cliente había supuesto.

Rossella Mombelli

Extraído de Materia n°56 - TRANSPARENCIES


Solicitación de informaciones

Nuestra web utiliza cookies para garantizarte una experiencia de navegación mejor.
Si deseas más información sobre las cookies y sobre cómo configurar su activación en el navegador, lee nuestra Política sobre Cookies.